"AÑO DEL BUEN SERVICIO AL CIUDADANO" "AÑO DE LA CONMEMORACIÓN DE LOS CINCUENTA AÑOS DEL FALLECIMIENTO DE CIRO ALEGRÍA"

miércoles, 21 de junio de 2017

Fujimori prefiere a Kenji y Keiko, enojada, muestra poder en Congreso

Ministro Alfredo Thorne presenta cuestión de confianza a fin de evitar el golpe duro de la censura. Lideresa actúa con sed de venganza.

La preferencia política actual de Alberto Fujimori por su último hijo Kenji Fujimori se evidenció también durante la visita de sus hijos en la Diroes que recibió el expresidente por el Día del Padre.

Keiko y Kenji llegaron prácticamente juntos a la cárcel pero no salieron a la misma hora. Keiko salió como a las 5 de la tarde y Kenji se quedó 3 horas valiosas más con su padre en la reclusión de Ate.

Fuentes de Fuerza Popular consultadas por este diario indicaron que el hecho de que Kenji se haya quedado más tiempo con su padre y ya sin la presencia de su hermana demuestra lo que es una verdad hace tiempo: ahora Alberto Fujimori prefiere a su hijo menor, que no era tomado en cuenta antes, en el 2011, por cuestiones de edad y de falta de experiencia.

SIEMPRE SE REÚNEN
Los informantes sostuvieron que Alberto Fujimori ahora habla más de política con Kenji y a que este dúo se une en ocasiones el abogado William Castillo, quien es un crítico mordaz de las iniciativas legales de Keiko, como la presentación de habeas corpus para buscar el indulto del reo de la Diroes.

Refirieron que a Keiko en este contexto, con el padre que mira con mejores ojos a Kenji, y con el objetivo claro de llegar a la presidencia de la República, lo que le queda es hacer alarde de su poder y control de la mayoría de los 72 congresistas de su bancada.

Se explica así que hay unas ganas insaciables de traerse abajo a los legisladores y desestabilizar al gobierno con la idea, si es preciso y necesario, sacar a Pedro Pablo Kuczynski antes del 2021. Para este objetivo tiene entre sus principales colaboradores a los keikistas Lourdes Alcorta, Luis Galarreta, Úrsula Letona, Héctor Becerril, Rosa Bartra, Miguel Torres, entre otros.

El jurista Guillermo Olivera Díaz dijo al diario UNO que Kenji también tiene sus seguidores, muchos de ellos los que apoyan hasta ahora a Patricia Donayre y que es muy probable que en algún momento salgan a la luz, hasta ahora no lo hacen porque saben que Keiko aún tiene poder y ellos piensan en la reelección.

PODER SUPREMO
Olivera Díaz manifestó además que Keiko tiene un poder supremo en el Congreso y está actuando con sed de venganza. “¿Se atreverá alguien a disentir de ella? ¿Rechazarán lo que ella propone? ¿Tendrá voto dirimente por presidir a congresistas elegidos? ¿Al tacho la Constitución Política que señala que los congresistas ‘no están sujetos a mandato imperativo’, debiendo añadirse: ¡salvo el de Keiko!? ¿Por sí sola impuso este esquivo reglamento de la bancada que Kenji pedía o alguien por ella lo redactó, aprobó y puso en vigencia ciega?”, preguntó.

Indicó que es evidente y claro que hay una pelea política entre Keiko y Kenji porque el padre confía ya en su hijo al darse cuenta que Keiko no quiere ya su indulto sino llegar a la presidencia de la República principalmente.

ALGO MÁS
“Creo que entre Kenji y Alberto no hay la soterrada disputa por el liderazgo que existe entre Keiko y Alberto. La tensión entre Keiko y Alberto tiene que ver con que la libertad de Alberto, perjudicaría significativamente a Keiko. Por ello, la relación entre padre e hija es muy dura, pues para que Keiko siga siendo la lideresa indiscutible del fujimorismo, es necesario que Alberto siga encerrado”, dijo el analista Gustavo Guerra García.(diario uno)