"AÑO DEL BUEN SERVICIO AL CIUDADANO" "AÑO DE LA CONMEMORACIÓN DE LOS CINCUENTA AÑOS DEL FALLECIMIENTO DE CIRO ALEGRÍA"

martes, 2 de mayo de 2017

EE.UU. anunció que su escudo antimisiles ya está operativo en Corea del Sur

Según el Ejército estadounidense, el escudo puede interceptar misiles de Corea del Norte. La medida ha sido criticada por China y por los propios surcoreanos.

El escudo antimisiles THAAD, fotografiado en un campo de golf en Seoungju | Fuente: EFE

El Ejército de Estados Unidos confirmó este martes que su polémico escudo antimisiles THAAD ya se encuentra operativo en Corea del Sur. La medida se da en un momento de especial tensión en la península coreana por las repetidas pruebas de misiles del régimen de Corea del Norte.

"Las Fuerzas de EE.UU. en Corea (USFK) confirman que el sistema de Defensa Terminal de Área a Gran Altitud (THAAD) está operativo y tiene la capacidad de interceptar misiles norcoreanos y defender a la República de Corea (nombre oficial de Corea del Sur)", dice un comunicado citado por la agencia Efe. El anuncio, firmado por el coronel Richard Manning, llega apenas una semana después de que el THAAD comenzó a ser instalado en un antiguo campo de golf de Seongju (centro del país), a unos 200 kilómetros al sureste de Seúl.

Decisión polémica. El despliegue del THAAD, que Seúl y Washington acordaron en julio, responde al número récord de ensayos de misiles que Corea del Norte realizó en 2016, entre ellos el de un cohete espacial, considerado por la comunidad internacional como un ensayo encubierto de misiles. Además coincide con un clima de creciente tensión ante la insistencia Pyongyang al probar sus armas: el último ensayo fue el pasado sábado, el tercero en menos de un mes.

La medida se da en medio de las tensiones entre Corea del Norte y EE.UU., cuyo principal aliado en la región es Corea del Sur. Los surcoreanos se oponen al escudo por miedo a ser víctimas de ataques de Pyongyang y por los efectos de los radares.

El THAAD ha estado además rodeado de polémica. Los agricultores de Seongju se muestran preocupados por la posibilidad de que su localidad sea objetivo de ataques norcoreanos y por los efectos de los potentes radares del escudo sobre su salud y sus sembrados. Muchos surcoreanos consideran que el despliegue se ha hecho de manera precipitada y que fue aprobado por un Gobierno depuesto por corrupción, postura que defiende el candidato favorito a convertirse en nuevo presidente de Corea del Sur, Moon Jae-in.

Oposición china. El presidente estadounidense Donald Trump dijo la semana pasada que Seúl debería pagar los 1,000 millones de dólares que cuesta el THAAD. El Gobierno interino surcoreano descartó esta opción al recordar que tuvo que comprar los terrenos para el escudo. La decisión de instalar el THAAD ha empeorado también la relación con China, cuyo Gobierno considera que los radares del sistema pueden usarse para espiar sus instalaciones militares. EFE

TENSIÓN EN COREA

EE.UU. y Corea del Norte viven un momento tenso tras el despliegue de un portaaviones nuclear norteamericano y ante las recientes pruebas de misiles de Pyongyang. Sobre un choque entre ambos países, Modesto Montoya, presidente de la Academia Nuclear del Perú, dijo que “con las bombas de Corea del Norte pueden destruir Japón o Corea del Sur, pero las de EE.UU. pueden destruir quince veces la Tierra”.(RPP)